El hábito de saber decir no

By | marzo 20, 2013

no

En ocasiones se nos presentan ocasionese en las que nos es muy difícil negarnos, debido a que no queremos dar la impresión de parecer maleducados o bruscos. La cortesía nunca esta demás en nuestra relación con la gente cercana, sin embargo, es importante que sepas como negarte de vez en cuando; ya que puede terminar haciendo algo con lo cual no te sientes cómodo o frustrarte intentando solucionar un problema, que en principio no te correspondía a ti y te ha traído dificultades.

Debes saber que el hecho de no poder decir que no, es un indicativo de baja autoestima, algo en lo que deberías trabajar para el bien de tu salud anímica. Las causas de esta afirmación, radican en que normalmente luchamos por ser aceptados o para evitar confrontaciones.

Es por eso que a continuación te daremos unos cuantos consejos, que te ayudarán a mejorar en este aspecto de manera apropiada y educada.

  • Procura posponer el momento. Es una manera delicada de darle a entender a quién nos solicita el favor, que es mejor que busque a alguien más. Solamente debes responderle con frases como: “Déjame pensarlo”, “Voy a ver si me es posible, ya que tengo otros pendientes”, “Checaré si puedo cancelar mis compromisos y te confirmo después”.
  • Propon alternativas. Si no estás a gusto con lo que te están pidiendo pero quieres ayudar, entonces ofrece dar tu apoyo con otro tipo de situaciones, en las que sientas que puedes ser de más utilidad. Esta es una forma muy diplomática de resolver conflictos.
  • Siempre habla con honestidad. La verdad ante todo, es preferible que quedes momentáneamente mal a decepcionar más tarde, con un trabajo que no pudiste hacer bien o una solicitud que se te hizo difícil de cumplir. No tengas miedo a las reclamaciones, pues si la persona que te necesita de verdad te aprecia, sabrá comprender.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *